viernes, 8 de marzo de 2019

La comisaría de papel

La comisaría de papel, era una sección de la Codorniz en donde se reseñaban las meteduras de pata de la prensa.
Hoy se echa de menos una revista como esa, donde el humor satiriza con buen talante y buen hablar todo cuanto sucede en la geografía nacional.
Se escribieron muchas leyendas sobre la Codorniz, pero algunas cosas no son leyenda y yo lo puedo atestiguar pues tengo unos cuantos números.
En uno de ellos, por ejemplo, en la portada, podián verse las caricaturas de varios ministros con unas grandes botas de pescador de río, en las agua del Turía en Valencia desbordado. El titular decía: "los ministros se ponen las botas en Valencia".
Escuchando la radio, leyendo la prensa, viendo la televisión y sobre todo las redes sociales, me encontré con que el mal hablar no es propio solo de gente con pocos estudios y de mal vivir, algunos escritores, periodistas, políticos, altos cargos de la administración, utilizan a veces un lenguaje soez y barriobajero, más propio de delincuentes y gente de mal vivir, que el que se supone han de emplear aquellos que han de dar ejemplo al pueblo.
Sería interesante volver a reeditar la cárcal y la comisaría de papel, para meter en ellas todas las salidas de tono en cuanto a lenguaje de estos insignes "maestros" que en lugar de enseñar estropean la preciosa lengua que nos ha legado el insigne Don Miguel.

No hay comentarios: